24
Sáb, Feb
9 New Articles

El Solar Diseños

Artes Plásticas

20171123 1835021

Por: Yessica Arteaga Ibal

La Habana Vieja se transforma. Cada lugar se debate entre lo viejo y lo novedoso. El glamour invade los sitios que el tiempo destruyó. Otros lugares aún luchan por perdurar, por existir. Si caminas por el Hotel Manzana y sigues por la calle O´Relly es difícil no apreciar los solares, las ruinas que acompañan a locales de lujo para el disfrute turístico. Antes de llegar a Villegas verás una puerta que llamará tu atención, ya que posee un logo sugerente y llamativo desde la estética y el nombre: El Solar Diseños.

Tocar el timbre y subir cincuenta escalones te permitirá conocer a un grupo de jóvenes que decidieron “diseñar en la Habana como sea”. Éste no es solo el eslogan de tres graduados del (ISDI)Instituto Superior de Diseño. Es el principio de muchachos que entienden que la ciudad que nos vio nacer nos condiciona, influye en las formas de asumir la vida.

Marcel Mazorra, Alberto Larrondo y William López decidieron crear un negocio de diseño, un camino hacia la creatividad, la independencia laboral.

Conocí a estos emprendedores en una visita a La Fábrica de Arte Cubano en la que expusieron durante los meses de noviembre y diciembre del pasado año. La exposición resultó una carta de presentación.

Lo primero que llamó mi atención fue el nombre: “En los solares podemos encontrar esperanza y familiaridad, las cuales conviven en un eclecticismo arquitectónico, de dificultades y labores comunes. La manera de vivir en éstos, resulta un misterio, ya que forman parte de la inventivacotidiana cultural heredada o dispuesta por la necesidad”. “Estuvimos debatiendo el nombre, pero Marcel siempre estuvo claro que quería algo relacionado con La Habana Vieja, siempre pensó en los solares. Estos sitios permanecen vivos gracias a la originalidad del cubano, además puede resultar una especie de máxima para los proyectos actuales de emprendimientos, hacer mucho con poco”. "Concebir un nombre que trasmita la esencia de una labor puede resultar compleja, pero para estos profesionales “El Solar” viene siendo la relación de sus raíces y de la actividad profesional que defienden. Encontramos un nombre con fuerza e historia…”.

Me recibieron una tarde en su oficina (la casa de Marcel) y sentados delante de la PC me explicaron cada uno de los servicios y productos que ofrecen. “Nos interesa hacer un producto totalmente consumible, tanto para el sector estatal como para el privado. Ofertamos desde diseño editorial, de interiores, publicidad, diseño de marcas, audiovisual, pero sin abandonar la relación con el arte. Somos diseñadores y artistas”.

Graduados en distintos años de la carrera, se conocieron por los azares de la vida. “Coincidimos en un posgrado y a partir de ahí yo los llamaba paraalgunos “trabajitos extras” ─dice Marcel─. Cada uno tenía su centro de trabajo, pero sabes que para sobrevivir hay que buscar otras vías.” Actualmente Marcel y Alberto se dedican solamente al proyecto y William se encuentra en la etapa de servicio social en La Revista Cartelera de Artex,“en cuanto termine estoy a tiempo completo en el proyecto” –dice William-.

5 baja

El Solar Diseño tiene menos de un año de creado, pero ya tiene contratos de trabajo con varias institucionesque avalan el talento de estos muchachos. “Nos encontramos realizando el Manual de Identidad de la Asociación de Fútbol de Cuba y el diseño de interiores de una sucursal de la Empresa de Bebidas y Refrescos de La Habana (EMBER) y en fase productiva se encuentra el Bar Ara en el Callejón de los Barberos.La contratación la hacemos a través de la Asociación de Comunicadores Sociales (ACCS)”.

Los obstáculos para este proyecto son respondidos con soluciones “a lo cubano”. “No es fácil triunfar en un negocio aquí, pero si la lógica y la creación la pones a favor de las maneras que tenemos los habitantes de esta Isla para resolver los problemas, todo es posible”. “Hicimos una exposición reciclando objetos de las calles, de lugares derrumbados, pidiendo prestados objetos a vecinos; observando a sus habitantes, esa es la filosofía del diseño y de nuestras propuestas: convertir algo ordinario en un una obra extraordinaria”.

“Deseamos consolidarnos. Ojalá el timbre no deje de sonar y que las oportunidades no cesen. Sabemos que hay muchos grupos de este tipo, pero nosotros somos auténticos, tenemos precios asequibles y jugamos con lo que nuestra capital nos puede brindar. Ya sabes, diseñamos en La Habana como sea”.

Contactos: https://www.facebook.com/Elsolardesign/